Entrevista a Sonia Laredo (Y entonces sucedió algo...)

Nuestras entrevistas a escritores y/o foreros.
Avatar de Usuario
lucia
Cruela de vil
Mensajes: 67645
Registrado: 26 Dic 2003 18:50

Entrevista a Sonia Laredo (Y entonces sucedió algo...)

Mensaje por lucia » 18 Jun 2013 21:54

Entrevista a Sonia Laredo (Y entonces sucedió algo maravilloso)

Bajo el seudónimo de Sonia Laredo se esconde la autora de "Y entonces sucedió algo maravilloso" Imagen(Destino), un libro que nos descubre una historia impregnada en el ambiente de los cuentos y que cuenta el cambio radical de vida de una editora que es despedida de su trabajo de una manera brusca e inesperada, a partir de ahí empezará a ser la protagonista de su propia vida. De la autora apenas sabemos que es una mujer relacionada con el mundo literario y que en esta ocasión ha preferido mantener oculta su identidad, pero aun así nos ha concedido una entrevista por escrito para ¡¡Ábrete Libro!!

¿Por qué has escrito este libro desde el anonimato?
Porque estoy convencida de que, en el mundo literario, lo más importante son los libros. También porque, desde hace un tiempo, tengo un ataque de humildad que, por supuesto, no me ha brotado por generación espontánea sino después de haber sufrido varias humillaciones que la vida se ha encargado de atizarme a golpe y porrazo. También porque, en estos momentos, no me sentía cómoda en el papel de "autora". Me quedaba grande.

¿Qué ventajas encuentras al escribir desde la sombra?
Todo son ventajas. Es verdad que así tampoco se pueden disfrutar las delicias de la vanidad, pero es que esas chucherías para el ego son vanas, pomposas y volátiles; no merecen la pena.

Brianda, la protagonista de tu libro, es una profesional del mundo editorial, ¿Qué papel juegan hoy en día los editores?
Siempre han sido el filtro de calidad necesario para un libro. Los editores son como el filtro del café: se ocupan de que los libros no tengan impurezas y ofrezcan un mínimo grado de exquisitez, de cuerpo, de aroma, de sabor...

Parece que la figura del editor y la difusión relacionada con el autor se ha puesto por delante de otras como la de los libreros que usted describe en “Y entonces sucedió algo maravilloso”.
No exactamente. El libro vive tiempos confusos. Pero mire: cualquiera puede publicar en Amazon, sin embargo, al faltar esos filtros que son el editor y también el librero, que es prescriptor, el lector se siente un poco abrumado, confundido..., no sabe qué es bueno o malo y, en todo caso, le cuesta mucho tiempo, un tiempo que no tiene, averiguar qué es lo que merece la pena. Por lo menos, eso es lo que me pasa a mí como lectora. Yo creo que libreros y editores seguirán siendo imprescindibles, de una manera u otra. Seguramente su propia página web, "¡Ábrete libro!", actúa como lo haría un librero: señalando el camino para el lector...

Este es un libro en el que se encuentran otros muchos libros, en el que aparecen referencias a otras muchas obras de diversos estilos, ¿qué criterio ha seguido para seleccionarlos?
He buscado libros que encajaran con la historia o los temas que se contaban en la novela. La literatura es como una cuenta corriente de Bárcenas: no deja de dar sorpresas agradables, siempre aparece un millón más escondido por ahí... Permita la broma. Lo que quiero decir es que se puede encontrar el libro perfecto para cualquier necesidad que uno tenga, y que la riqueza es inagotable.

¿Cómo se imbuyó en el contexto en que se desarrolla el libro?
Pensaba en los cuentos que leía —y que me leían— de niña, y aposté a que unas personas reales y contemporáneas podrían vivir en ellos, como los personajes protagonistas de los clásicos.

La protagonista se mueve por su instinto y la pasión tras romper con su editorial. ¿Cómo encuentra el nivel de pasión literaria de los editores y ese dejarse llevar por el olfato?
Todos los editores que conozco, y conozco muchos, son personas interesantes, cultas y apasionadas, excepto un par de casos que son, claro está, excepcionales. La de editor es una profesión noble como pocas. Eso sigue siendo así hoy día, y lo ha sido siempre.

¿Cómo ha sido el proceso de escritura? ¿Se imaginaba la historia al completo desde el comienzo?
Bueno, más bien a medias. He descubierto muchas cosas mientras escribía el libro que no sabía cuando lo empecé.

¿Cómo se le ocurrió esta historia?
Pues porque estoy cansada del mundo prosaico, de un prosaísmo pornográfico, en que vivimos y bastante necesitada de magia y de cosas maravillosas. No sé si eso le ocurre a mucha más gente pero, desde luego, a mí sí.

¿Cuánto tiempo le ha llevado escribirla?
¡Toda mi vida! Y casi dos años más.



Víctor Pons, 17/06/2012

Responder