CP XI Las bolas de batería - Ciro

Relatos que optan al premio popular del concurso.

Moderadores: kassiopea, noramu

Avatar de Usuario
lucia
Cruela de vil
Mensajes: 67343
Registrado: 26 Dic 2003 18:50

CP XI Las bolas de batería - Ciro

Mensaje por lucia » 17 Abr 2016 19:24

LAS BOLAS DE BATERÍA

Los tres niños llevaban casi diez días encerrados. Solo los rodeaban hombres, vestidos igual que ellos. A ellos les divertía vestir todos iguales. A los hombres no parecía divertirles nada. Pero J, D y A se lo pasaban genial desde que uno de los que mandaban en el sitio les había regalado tres canicas de cristal con colores centrales. Los que mandaban eran como todos los adultos, muy mandones, pero no notaban gran diferencia con los maestros que habían tenido e incluso con sus propios padres y madres. Por suerte se habían desecho de sus progenitores. De repente, los habían separado de ellos, las habían dado aquellos trajes tan chulos y hasta uno les había regalado las canicas. Se apartaban de los amargados mayores, que no siempre estaban en el patio y se arrinconaban junto a una verja. Allí habían montado su juego, que llamaban "el círculo". Uno de ellos, por ejemplo J, tiraba su canica intentando golpear las de sus compañeros y sacarlas del círculo. Si lo conseguía había ganado. Se pasaban horas jugando con sus canicas. Lo único malo era la comida. Era escasa, pastosa y en seguida volvían a tener ganas de comer de nuevo, por lo que no debía ser muy nutritiva. Pero la diversión y la libertad del control paterno y escolar lo compensaba todo. Ni J, ni D, ni A, pasaban de los ocho años. Algún adulto de los vestidos como ellos lo miraba con aire conmiserativo y alguno de los que mandaban incluso les había prometido más juguetes si se dejaban tocar las partes que se nombraban con tacos. Pero A había dicho que eso sí que era un grave pecado, por lo que se habían quedado con sus tres únicas canicas. Habría sido más divertido tener más pues se podría haber ganado o perdido las bolas, pero no había más remedio que conformarse con lo que tenían si no querían cometer el pecado que A tanto les hacía temer.

Pasaron dos días más y se notaba gran movimiento en el patio. Los mayores que vestían igual susurraban e incluso alguno esbozaba alguna sonrisa y los que mandaban estaban nerviosos. Parecía que un rus-rus-rus se había instalado en el patio. En esos dos últimos días ya no sacaban a los adultos del patio y los que mandaban voceaban más de la cuenta. Pero de estos cambios, apenas se daban cuenta los tres niños. A, como siempre más avispado, había ideado conseguir más canicas. Un niño, cuando el vivía en su casa con sus padres le había, dicho que las baterías de los camiones tenían las que llamaba "bolas de batería", unas canicas especiales por las que te daban quince o veinte canicas normales. Las "bolas de batería", eran completamente transparentes y tenían un tacto más rugoso, por lo que eran mucho mejores para afinar la puntería pues no se resbalaban con la mano sudorosa. Sólo había un problema. Había que conseguirlas de las baterías de los camiones de transporte que estaban fuera del patio. Con los que mandaban tan revueltos, no parecía dificil escurrir el delgado cuerpo de J por debajo de la valla y que en la noche vaciara las baterías de los camiones de transporte del lugar y cogiera sus valiosas canicas. Había que hacerlo con cuidado. Vaciar el líquido de las baterías, con cuidado pues podía quemar, decía A y luego con un trapo secar las bolas y hacerse con ellas. Toda la noche, dedicó J a vaciar las baterías de los camiones de lugar y acumularlas al otro lado de la valla con sus amigos. Durmieron a pierna suelta esa noche, contentos con tener las mejores canicas que podrían conseguirse.

Pero a la mañana despertaron sobresaltados. Los que mandaban estaban nerviosísimos, incluso alguno de ellos había apuntado con sus fusiles a los adultos con el traje de rayas, todos se subieron a los camiones diciendo "rus, rus, rus" o algo parecido, pero ninguno de los camiones arrancaban. Intentaban empujarlos desesperados, proferían gritos e insultos, especialmente los que llevaban las insigias más brillantes. Finalmente llegaron otros que parecían mandar más, con uniformes distintos y que no hablaban alemán y detuvieron a todos los que mandaban. Los adultos del traje de rayas por fin manifestaron contento después de tanto tiempo con caras entristecidas. J,D y A, o Joshua, David y Abraham, no entendían mucho, sólo que los nuevos que mandaban los habían recogido en sus camiones y ya no les dejarían jugar más en el círculo de arena que había sido su diversión unos días.

Avatar de Usuario
Landra
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 373
Registrado: 18 Mar 2016 01:13

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Landra » 18 Abr 2016 20:01

A mi no me queda muy claro quien es quien..
Tenía más o menos claro que era un campo de concentración Nazi, eso sí.
Me ha dejado frío. (por un lado lo agradezco, porque leer cosas así me dejan mal cuerpo).

Un saludo.
Dos más dos igual a cinco, de toda la vida.

Avatar de Usuario
zilum
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 775
Registrado: 16 Dic 2015 11:46
Contactar:

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por zilum » 18 Abr 2016 23:35

Al principio pensaba que eran niños refugiados sirios, un relato de actualidad :cry: . Me parece una historia muy emotiva desde el punto de vista de unos niños viviendo en sus carnes la tragedia, pero que ansiaban seguir jugando.

Tal vez hubiera buscado otra excusa para que los niños no pudieran obtener más canicas :idea:

Me ha gustado el relato :hola:

Avatar de Usuario
Fernweh
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 684
Registrado: 26 Feb 2016 06:42

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Fernweh » 19 Abr 2016 02:44

:hola:
La idea, aunque muy trillada, no me disgusta. Unos niños disfrutan jugando con sus canicas en un campo de concentración sin darse cuenta de lo que estar ahí implica, disfrutan como niños que son y sólo se preocupan de divertirse. Y justo el hecho de quitar las bolas de las baterías de los camiones les salva, aunque ellos tampoco se enteran de eso.
Pero encuentro en este relato algo que me molesta. ¿Por qué llamar a los niños con las iniciales al principio y no mencionar el traje de rayas y los nombre completos hasta el final? Personalmente no creo que mantener en secreto que se trata de un campo de concentración nazi aporte nada especial al relato. Yo hubiera preferido que desde el principio lo hubieras hecho notar, porque así parece que quieras utilizar ese hecho como factor sorpresa, y por mi parte, eso le resta más que le suma.
Lo del tema de conseguir más canicas dejándose tocar...tambien me ha dejado un poco :shock:
Aunque creo que el texto se puede mejorar, sé lo mucho que cuesta escribir y crear un relato de la nada, así que enhorabuena. :60:
Última edición por Fernweh el 26 Abr 2016 00:05, editado 2 veces en total.
" El futuro es más ligero que el pasado, y los sueños pesan menos que la experiencia porque la vida no vivida es más leve, tan leve."
Marie Luise Kaschnitz

Avatar de Usuario
blinder
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 714
Registrado: 10 Jul 2005 04:06
Ubicación: Alcorcón y casi toda España
Contactar:

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por blinder » 19 Abr 2016 10:55

Hola autor/a

La idea del relato es bastante buena, quizás para mi gusto le falta desarrollarla un poco más y usar los nombres en vez de las iniciales (es difícil imaginarse a alguien llamarse A, D...) De cualquier modo, desde el principio uno se imagina que están en un campo de concentración Alemán. Eso no produce una sorpresa al lector, en realidad la verdadera sorpresa es lo que ocurre tras robar las bolas.

Gracias y suerte.
"el amante de las cabras antes conocido como Blinder" (Yuyu)
Mis relatos: Paginas mudas
Instagram: Carsanfotografia

Shigella
Bacteria
Mensajes: 5408
Registrado: 09 Jul 2008 13:18

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Shigella » 19 Abr 2016 12:20

Este relato se me ha hecho un poco sosete. Y eso que debía de estar en la parra, porque no me he dado cuenta de que era un campo de concentración hasta que no he leído lo de los trajes de rayas, que veo que los demás lo han pillado desde el principio, así que el final más o menos me ha pillado de sorpresa. Pero aún así no le termino de pillar el puntillo, lo siento. :(

Avatar de Usuario
Mister_Sogad
Foroadicto
Mensajes: 3283
Registrado: 20 Dic 2009 10:04
Ubicación: Perdido en mis pensamientos

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Mister_Sogad » 19 Abr 2016 14:31

Autor/a me gusta tu idea, es un relato que me ha hecho mantener la curiosidad casi todo el tiempo, y siendo corto eso es un acierto, proque cuando uno lee a porrillo tanto relato a veces piensa que los textos cortos son un descanso, y no, eso es un error, el trabajo y las ideas tras un relato pueden ser magníficas y complejas sin importar la extensión, así que valoro muy bien tu relato. Aunque era fácil imaginar dónde estaban los tres niños el tema de las canicas primero, y las bolas de batería depsués, me ha resultado original y, en cierto modo, misterioso. Me ha gustado pues tu trabajo para no desvelar demasiado, siendo sutil en muchas cosas, para luego irlo desvelando poco a poco.

Ya regresaré en una segunda vuelta autor/a. :60:
Imagen Pon un tigre en tu vida.

Avatar de Usuario
Leticiamc
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 350
Registrado: 23 Feb 2015 20:59
Contactar:

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Leticiamc » 19 Abr 2016 19:16

Me ha gustado, se me ha hecho corto. El detalle de las letras y los nombres al final me parece muy bueno, en realidad allí no eran nadie y al final recuperan su identidad. Me ha parecido muy buena manera de transmitirlo. Cierto que desde el.principio se veía donde están, tampoco tengo claro si la intención del autor era ocultarlo. Ya nos lo contará.
Enhorabuena y suerte.

Avatar de Usuario
Bass
Lector ocasional
Mensajes: 51
Registrado: 23 Feb 2016 20:46
Ubicación: Where the streets have no name

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Bass » 19 Abr 2016 19:22

Me he quedado frío con este relato. He estado todo el tiempo observando la escena muy lejos, demasiado, y al final no hay ningún chasquido que haga esbozar una sonrisa en mi mente.
Smell the flowers while you can.
David Wojnarowicz

Avatar de Usuario
mariomc
Lector ocasional
Mensajes: 29
Registrado: 10 Mar 2015 09:52
Contactar:

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por mariomc » 20 Abr 2016 09:26

Me ha gustado. Un relato corto pero que te hace querer seguir leyendo hasta llegar al final. Esa mezcla de inocencia en una situación dramática está bien resuelta.

Avatar de Usuario
Frigg
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 644
Registrado: 21 Mar 2016 12:45
Ubicación: Más pallá que pa cá

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Frigg » 20 Abr 2016 12:36

Hola autor/a:

Yo hubiera alargado un poquito más la historia, creo que hay muchas cosas en las que nos dejas con las ganas de saber más.
Yo soy de las que no tenía ni idea de que usaban las bolas de las baterías de los camiones, me has sacado una sonrisa con eso.

Gracias y suerte!! :60: :60:
“Mientras dure la vida, que no pare el cuento.”
Carmen Martín Gaite

Avatar de Usuario
indigeitor
Lector
Mensajes: 77
Registrado: 10 Feb 2016 17:31

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por indigeitor » 20 Abr 2016 16:21

A parte de que personalmente estoy cansado de historias de campos de concentración, el relato me ha dejado bastante indiferente. Lo lamento.

Avatar de Usuario
Ratpenat
Murciélago
Mensajes: 5741
Registrado: 24 Sep 2012 14:11

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Ratpenat » 22 Abr 2016 08:19

Me gusta más el mario kart que las canicas...


Enlace

Esto ha sido muy gratuito...

El relato no me entusiasma. No soy muy fan tampoco de las historias de nazis ni de los giros de tuerca a última hora.

Avatar de Usuario
Berlín
Vivo aquí
Mensajes: 12729
Registrado: 04 Ago 2009 10:07
Ubicación: Barcelona, la más bonita del mundo.

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Berlín » 22 Abr 2016 08:45

Es un tema muy trillado, autor, un tema delicado que te puede explotar en las manos si no lo sabes resolver. Desde un principio me he dado cuenta -hasta yo, fíjate psssse- de que me hablabas de un campo de concentración. Como son temas que suelen doler -más si son niños- me he puesto a la defensiva a ver cómo lo resolvias. Te ha salido regular. Es que hay demasiada literatura sobre ese tema y demasiadas peliculas -"la vida es bella" es mi preferida-, y es dificil decir algo que no se haya dicho.

Por otro lado el relato necesita un buen repaso, me parece haber visto por ahí una coma que parte una frase por la mitad y esas cosas bla bla bla. Luego, me extraña que los alemanes quisieran toquetear a los niños siendo judios, pero esto no lo cuestiono, que hay mucho hijo de puta por ahí.

Por lo demás, pues igual Fern tiene razón y no lo deberías haber ocultado y jugar con el efecto, no en un tema así.

Suerte valiente. Estos temas son dolorosos y dificiles de escribir.
"Que escribir y respirar no sean dos ritmos diferentes"
http://siguiendolospasosdebarro.blogspot.com/

Avatar de Usuario
Isma
Vivo aquí
Mensajes: 6160
Registrado: 01 Abr 2010 21:28
Contactar:

Re: CP XI Las bolas de batería

Mensaje por Isma » 22 Abr 2016 09:22

No me ha gustado mucho, lo siento.

El objetivo del relato parece ser la sorpresa. ¿Por qué si no se omiten detalles importantes? Que los trajes son trajes a rayas; que los que mandan son nazis; que los nombres de los niños son nombres hebreos. No hace falta sorprender al lector. Simplemente cuéntale algo interesante, algo de lo que pueda aprender o que le pueda asombrar, a tu estilo.

¡Suerte!

Responder