CV4 - Bancarrotas S.A. - Gisso (fuera de concurso)

Relatos que optan al premio popular del concurso.

Moderadores: kassiopea, noramu

Avatar de Usuario
Lifen
Vivo aquí
Mensajes: 23492
Registrado: 19 Jul 2010 08:57
Ubicación: Zaragoza

CV4 - Bancarrotas S.A. - Gisso (fuera de concurso)

Mensaje por Lifen » 04 Jul 2016 08:25

BANCARROTAS S.A.

Entró en el único ascensor, bajo un estricto control de seguridad, que llevaba al último piso del rascacielos más alto de la ciudad. Todo acristalado, a partir de cierta altura salía al exterior ofreciendo una panorámica espectacular del estrés de la urbe y su contaminación. La gente y coches, como hormigas obreras y cucarachas de colores, iban empequeñeciéndose más y más. Daban ganas de alargar el dedo y aplastar a los pobres insectos que corrían y gritaban a sus pies. ¡Qué sensación de poder y superioridad ofrecían esas vistas! Con una mueca llegó a su destino.
—Señor, ya está aquí…
—Sí, sí, hágalo pasar. Lo estaba esperando. —La puerta se abrió—. Oh, bienvenido, bienvenido. ¡Qué ganas de conocerle!
El hombre, gordo, embutido en un traje de gran calidad, medio calvo y sudoroso, se acercó a saludarlo dándole un fuerte y pringoso apretón de manos. Respiraba con fuerza, como si el simple hecho de levantarse le hubiese costado una exageración. Una sensación de aprensión y asco nació de su estómago hasta casi convertirse en una arcada que supo contener; tenía que trabajar. Intentó despejar su mente curioseando el despacho, pero el impacto todavía fue peor. ¿Cómo podía trabajar en un lugar tan pequeño, cerrado y asfixiante? Hasta antes de entrar todo era acristalado y exterior. Entonces se dio cuenta que aún apretaba su mano y en un impulso incontrolado, la apartó y se la limpió con un pañuelo que llevaba en el bolsillo. El hombre gordo abrió los ojos y carraspeó.
—Ppero siéntese y hablemos de trabajo, seguro que su tiempo es oro. ¿Un puro?
—No suelo fumar, pero gracias. —Y alargando la mano cogió dos. Uno se lo guardó en el bolsillo exterior de la chaqueta y el otro comenzó a prepararlo para fumárselo ante la incrédula mirada del hombre gordo, que volvió a carraspear.
—Bbueno, hablemos… Dicen que usted es el mejor.
—Eso dicen. —Soltó el humo que se quedó flotando en el aire. No había ni una pequeña corriente, así que pensó que el ambiente pronto se haría sofocante, pero tampoco le preocupó.
—Enentonces, ¿cuánto cree usted que tardará en llevarnos a la quiebra? Señor…
—Lo siento, nada de nombres. —Dio una calada y soltó el humo con fuerza hacia la cara del hombre gordo—. Hemos estudiado su caso; su posición en la sociedad y su poder como empresario es muy alto, así que puede que usted sea el caso más complicado que hemos tenido…
—¿Por eso le han enviado a usted?
—Correcto, por eso me han enviado.
El momento de silencio se hizo más opresivo que el humo estancado sobre sus cabezas.
—Bbueno, ¿y? —dijo frotándose las manos con nerviosismo.
—Un caso difícil, sí… —En ese momento le dio un golpe de tos.
—Ooh, ¿sse encuentra bien? —dijo preocupado el hombre gordo—. ¿Quiere algo para beber?
—No suelo beber, pero gracias. ¿Tiene whisky?
El hombre gordo se quedó un momento paralizado ante la mirada inquisitiva. Al fin reaccionó y, levantándose se acercó al mueble bar y comenzó a preparar dos copas, hielo y cogió una botella.
—Perdone, prefiero de la botella de al lado.
—Ah, cla, claro, faltaría más. —Pensó en el buen ojo que tenía al pedir del más caro que tenía en el mueble bar. Una vez preparado se lo acercó y, casi sin parpadear, se lo bebió de un trago.
—¿Le molestaría ponerme otro?
—Ssss… sin problemas. —Se acercó de nuevo, sumiso, a preparar otro.
—Como le he dicho, su caso es difícil pero no imposible. —Trago, calada—. Desde el momento que entre a trabajar para usted hasta que se empiecen a ver resultados, calculo que pasarán unos seis meses. —Trago, trago—. Y otros seis meses para que usted acabe en la más pura de las miserias. Comprenderá que mis honorarios sean por adelantado, ya que luego dudo que tenga dinero. Ah, una advertencia. —Trago, calada—. Una vez que empiece, no habrá vuelta atrás.
Soltó el humo en dirección al rollizo rostro enrojecido que lo observaba sin pestañear hasta ese momento. Tosió, abrió los llorosos ojos y, mientras daba palmaditas, comenzó a sonreír.
—Oh, bravo, ¡bravo! ¿Tan solo un año? ¿Toda una vida de duro trabajo perdida en tan poco tiempo? ¡Increíble! Pero… ¡cuénteme más!
El invitado apagó el puro en el vaso, con un dedo de whisky todavía, y siguió hablando.
—Todo comienza generando un mal ambiente interno, desde lo más bajo: falsos rumores, desacuerdos y celos, peloteo… Poco a poco se irá contagiando como un virus a trabajadores de mayor estatus, cometiendo errores y disputas que empezarán a quebrar la confianza de sus subordinados. Habrán errores de cálculo y cuentas que no salen, pérdida de clientes y cartera, robos internos o, los que ya han habido, puede que empiecen a salir a la luz. La estable condición económica de su empresa empezará a tambalearse; recortes, horas extras, situación precaria comenzando con ello el abandono del personal mejor cualificado. A partir de aquí la caída libre llegará a su velocidad terminal y empezará a afectarle directamente a usted, a sus cuentas personales y acciones. Tendrá que tomar medidas drásticas tan duras como quiera alargar la lenta agonía de su bancarrota; reducción de plantilla, jornada y de sueldo e impagos. La situación límite a la que se verán forzados sus empleados los llevarán a organizar sus respectivas huelgas, denuncias, insultos e incluso algún ataque directo. Llegados a este punto, usted y solo usted, es el que decide en qué momento dar fin a esta situación, todo en base de su fortaleza psicológica y el placer que le produzca ver sufrir a sus asalariados…
—In… cre… i… ¡ble! —dijo emocionado el hombre gordo mientras daba pequeñas palmaditas y saltos en su sillón—. ¡Y eso que me ha hecho un breve resumen! Ya tengo ganas de que empiece cuanto antes, ¡qué maravilla! Pero… —Se quedó un momento pensativo mientras se secaba el sudor de la frente con la manga del traje—. En cuanto a mí, ¿qué me sucederá? Por su experiencia, ¿cómo solemos terminar?
—Uhm… Todo es relativo y dependerá de cómo se lo tome. He vivido múltiples posibles finales; desde intentar desaparecer con todo el dinero, hasta acabar en la cárcel o bajo un puente, e incluso el suicidio. Esto último me ocurrió en mi caso anterior en el que uno de los empleados se quitó la vida en la oficina. No pudo aguantar la presión y mi cliente se ahorcó.
—¿En serio? —De forma involuntaria, no pudo evitar levantar la mirada hacia la pequeña lámpara del techo que iluminaba escasamente el despacho.
«Con su enorme peso no creo que aguantara, con suerte se mataría en la caída al desprenderse del techo», pensó al observar la obesidad de su próximo cliente, en la cara se le empezaba a dibujar una mueca de asco cuando sonó el teléfono.
—¿Me disculpa?
—Claro
—¿No ve que estoy reunido? ¿Sí? ¡Ah, vaya! Páseme la llamada. —Tapó el micro con la mano y dijo en voz baja: «Es mi rival empresarial, ahora estoy con usted». Destapó el micro—. Ah, hola, hola, ¿a qué se debe tu llamada? —Mientras escuchaba se dibujaba la sorpresa en su rostro—. Vaya, vaya, si que corren rápido las noticias. —Tapó de nuevo el micro: «¡Sabe que usted está aquí!». Lo destapó—. No, no… ¿cuándo te lo iba a decir? Bueno, es un tema que no te atañe… Sí, ya sé que eres mi rival directo, ¿y? ¿Que te voy a quitar el placer de qué? ¡No me hagas reír! Después de tantos años sigues siendo un segundón. Ahora tienes la oportunidad, así que no la desaproveches… ¿No es justo? ¿Y qué es justo? Ey, ¿y esa voz? ¿Qué hace mi mujer ahí? … … … Oh, vaya, esa ha sido una buena jugada, cabronazo. Esa puta… Pero bueno, lo comprendo, seguro que tú la tienes más grande que yo… ¡Ja, ja, ja! ¿Ah, sí? Pues dile que se dé prisa en pedirlo, que tal vez ya no le quede nada para quitarme, ja, ja, ja. Vale, perdona pero tengo cosas más importantes que atender. A ti. —Hubo un momento de silencio tras colgar. Con el dedo índice se enjugó una pequeña lágrima que se le escapaba—. Perdone, me ha pillado por sorpresa cierta noticia. Aún no lo he contratado y parece que ya empieza a dar resultados.
—¿Está seguro de querer continuar? No ha firmado nada —contestó indiferente.
—Cclaro, claro, no se preocupe.
—No me preocupo.
—Ya claro… ¿Por dónde íbamos? A sí, por los suicidios. Me parece un tema interesante, ¿y llegan muchos clientes suyos hasta ese final?
—Sí, aunque no siempre tras acabar mi trabajo. A veces ocurre un tiempo después. Piense que esto puede llegar a ser muy duro para usted, según cómo se lo tome. Es más, tenemos un experto sobre este tema.
—Ah, ¿sí?
—Sí. —Y le lanzó una tarjeta al hombre gordo que la miró con curiosidad—. Un auténtico experto. Le puede aconsejar sobre los mejores métodos y sustancias para su caso, que sufra solo lo justo que usted desee y la impresión e impacto que le gustaría ofrecer tras el descubrimiento de su muerte. Tiene procedimientos propios con muchos años de perfeccionamiento, entre ellos su famosa soga de materiales sedosos y que ayuda a que el ahorcamiento sea menos molesto y abrasivo. Pero tenga en cuenta que sus honorarios van aparte de los míos.
—Me lo imaginaba —dijo guardándose la tarjeta—. Entonces, ¿cuándo quiere empezar?
—Si está seguro, tengo aquí mismo el contrato —dijo mientras lo sacaba—. En cuanto firme y sea empleado suyo, empiezo a trabajar. ¿De acuerdo? Tómese su tiempo si desea leerlo, pero son los mismos documentos que ya le enviamos por email. Y recuerde, una vez que empiezo…
—Ssí, ya sé, no hay vuelta atrás —contestó mientras firmaba—. Aquí tiene, puede empezar cuando quiera. Bienvenido a bordo.
Observó en silencio como el hombre gordo le acercaba los documentos con cara bobalicona y levantaba la mano para despedirse con un apretón. Lo ignoró y, cogiendo el contrato, se levantó y, dándole la espalda, se dirigió a la salida.
—Ahora tengo trabajo que hacer. Un placer.
Salió a la estancia espaciosa, acristalada e iluminada, para coger el ascensor. Tanta luz lo cegó momentáneamente y el aire fresco lo rescató de la atmosfera asfixiante del despacho. «Una miserable rata recluida en su madriguera», pensó. Antes de irse, se giró hacia la mesa donde se encontraba la secretaria. La chica levantó la mirada hacia él.
—Yo de usted comenzaría a buscarme un nuevo trabajo.












« »
Lifen
¿Nunca has pensado en participar en el Club de Lectura? Pues ya va siendo hora!!! 8)
Agenda 2017
Recuento 2017

Avatar de Usuario
jilguero
Vivo aquí
Mensajes: 15011
Registrado: 05 Abr 2010 21:35
Ubicación: En las ramas del jacarandá...

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por jilguero » 04 Jul 2016 14:35

:hola:
El esfuerzo para llegar a las cimas basta
para llenar un corazón de hombre



Los hilos de Ariadna :60: El niño del tirachinas

***********************************************
Agüita y fanguito de mis entretelas forever

Avatar de Usuario
noramu
Vivo aquí
Mensajes: 5142
Registrado: 06 Oct 2011 11:32

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por noramu » 04 Jul 2016 17:53

:alegria:

Avatar de Usuario
prófugo
Melón
Mensajes: 4995
Registrado: 04 Nov 2011 04:37
Ubicación: En algún lugar de la Moncha

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por prófugo » 04 Jul 2016 21:04

Hola autor(a):

Relato entretenido y muy absurdo :mrgreen:

Realmente la vida al revés!

La conversación por teléfono entre el gordo y su rival no tiene desperdicio :cunao:

Los diálogos muy bien llevados. Me ha caído muy mal el protagonista con su chulería y prepotencia....eso lejos de ser malo..lo considero bueno...ya que has sabido darle vida y credibilidad ante semejante sinsentido :-)

Aparte de lo absurdo...no se que tan kafkiano sea. Yo creo que cumple de sobra en ese aspecto pero no soy experto en la materia.

Mi enhorabuena. Un abrazo :60:
Leyendo: Anna Karénina - Lev Tolstoi

Recuento 2019
De locura Gracias, Tolo :-) --->Imagen

Avatar de Usuario
Landra
Me estoy empezando a viciar
Mensajes: 373
Registrado: 18 Mar 2016 01:13

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por Landra » 04 Jul 2016 23:27

https://youtu.be/-6XWGXfK6Ow

Yo no sé porque me parece a ese video...

Me gusta lo inverosímil de la situación...
es tuyo indigeitor??
Dos más dos igual a cinco, de toda la vida.

Avatar de Usuario
Gavalia
Vivo aquí
Mensajes: 10924
Registrado: 03 Jul 2008 13:32
Ubicación: a saber....

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por Gavalia » 05 Jul 2016 16:34

La idea me gusta, pero el desarrollo no tanto. Creo que se embarulla un poco y la lectura se atasca de vez en cuando. Pueden influir los errores de edición como el asunto ortográfico, por nombrar alguno. Le hace falta un buen repaso. Entreveo prisas en su confección, fijo que te ha pillado el toro. Está claro que sabes narrar, pero hasta los buenos necesitan repasar y tú no te has esforzado demasiado.., y lo sabes 8)
Lo mejor, la parte telefónica jajaja :cunao: y lo que menos me ha gustado es el plan que propone el liquidador que me parece bastante infantil.
Eso si que es kafkiano. Suerte y gracias por compartir
-¡Qué felices éramos hace quince años!
-Pero si en ese entonces no nos conocíamos.
-Por eso María, por eso... 8)

Avatar de Usuario
Mister_Sogad
Foroadicto
Mensajes: 3283
Registrado: 20 Dic 2009 10:04
Ubicación: Perdido en mis pensamientos

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por Mister_Sogad » 05 Jul 2016 18:56

Vaya autor/a, original es un rato. Me gusta la idea, por lo irreal y lo real. Me explico, irreal por el trabajo de tu protagonista, claro, pero real por esa explicación de lo que le pasa a una empresa hasta llegar a la bancarrota. Es pues una idea la mar de interesante, juegas con el humor, pelín ácido y negro eso sí, frente a una realidad que no tiene nada de humorística, así que, repito, es un buen ejercicio desde mi punto de vista. A pesar de todo he tenido una sensación curiosa, hacia la mitad del relato me he dicho que esto mismo, este relato, con un punto más de seriedad y un desarrollo visual más detallado, esto es, cuidando de detallar mejor las escenas y el escenario, me hubiera llamado mucho más la atención. Pero claro, esto es personal, como digo la idea me parece buena y me he formado una imagen del protagonista que me ha seducido, lo que creo es un buen trabajo de tu parte.

Me tendrás de vuelta autor/a. :60:
Imagen Pon un tigre en tu vida.

Avatar de Usuario
zilum
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 775
Registrado: 16 Dic 2015 11:46
Contactar:

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por zilum » 06 Jul 2016 10:51

:hola:

La verdad es que he disfrutado con el relato y me he reído. La idea me parece muy original y te rompe con las continuas contradicciones y la cara que le echa a la vida el "profesional". Pensaba que una vez que llevase a la empresa a la bancarrota lo que le vendería al empresario es que acabaría de ministro, como un alto cargo del Banco Central Europeo o de consejero de una eléctrica, por ejemplo, pero no... el final es la destrucción total, la ruina y la miseria y no hay que buscarle más lógica.

Lo que menos me gustó fue cómo comenzaba a hablar el empresario regordete, y es que en vez de duplicar las primeras letras bastaría con que describieses en la primera ocasión su forma de pronunciar, con eso le bastaría al lector para entender y remarcar su inquietante dicción. Tal y como lo has escrito, para mí lleva a confusión.

Para finalizar, conozco tu identidad autor, te pillé ya con lo del whisky y los puros:
Woody Allen
Enhorabuena y mucha suerte!!

:60: :60: :60:

Avatar de Usuario
ACLIAMANTA
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 539
Registrado: 29 Oct 2014 13:01

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por ACLIAMANTA » 06 Jul 2016 11:37

La hisoria me parece original pero no me convenció su desarrollo.
Me entretuve con la lectura y me arrancó un par de sonrisas pero a ratos sentí que le faltaba fluidez,que me tropezaba leyendo.

Y de Kafkiana creo que tiene lo absurdo pero ese tinte algo cómico que va tomando a ratos , me parece que le rompe la etiqueta.

Aplaudo que te hayas lanzado, autor :hola:
Para cuando me ves tengo compuesto,
de un poco antes de esta venturanza
un gesto favorable de bonanza
que no es, amor, mi verdadero gesto.

Avatar de Usuario
Ororo
Diosa de ébano
Mensajes: 9137
Registrado: 14 Oct 2008 18:30
Ubicación: En África

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por Ororo » 06 Jul 2016 11:48

Me ha gustado.
Veo, por un lado, lo absurdo de la situación, que me encanta y, por otro, el ambiente opresivo que tan bien has creado gracias a la diferencia entre las cristaleras del edificio y la luz que entra y el cuchitril y por la actitud de los personajes.
Me han gustado los diálogos y, además, transmiten mucho los personajes. El hombre gordo que titubea y el que le visita, tan seguro de sí mismo reclamando puros y whisky que no suele consumir :lol:

Me ha intrigado por momentos, divertido también y me ha parecido original y fresco.

Fluido y bien escrito, para rematar.

Enhorabuena.
No soy lo que escribo; soy lo que tú sientes al leerme.

Avatar de Usuario
Topito
GANADOR del V Concurso de relatos
Mensajes: 4300
Registrado: 13 Abr 2009 20:43
Ubicación: Los Madriles

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por Topito » 08 Jul 2016 21:58

Delirante relato. Fresco. Entretenido. . Los personajes están muy bien perfilados y el protagonista y su trabajo me han intrigado desde el principio, deseando llegar hasta el final y ver cómo iba a finalizar toda la conversación. Lo cierto es que me lo he pasado muy bien. Sin embargo, me falta una vuelta de tuerca más para que me fascinara. Temas subjetivo de los lectores que somos muy quisquillosos y nada agradecidos.

Por ello te doy 2 y 3/4 de kafka on the beach.
No tiene los permisos requeridos para ver los archivos adjuntos a este mensaje.
leyendo: Haruki Murakami
leyendo cuentos: Zuñiga, O´Connor, Fitzgerald, Chéjov, Matute

Avatar de Usuario
Berlín
Vivo aquí
Mensajes: 12716
Registrado: 04 Ago 2009 10:07
Ubicación: Barcelona, la más bonita del mundo.

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por Berlín » 09 Jul 2016 08:44

Me ha gustado bastante este relato. Lo he leído dos veces para intentar averiguar por qué un empresario al que parece que le van tan bien las cosas quiere hacer caer todo su imperio y no lo he encontrado, porque el hombre no quiere irse a Panamá ni nada de eso. No. Y además pregunta como suelen acabar los empresarios que hacen esto y el hombre ejecutador de empresas le habla incluso de suicidios. Asi que como todo el tiempo me lo he pasado preguntándome por qué este empresario quierre hacer semejante absurdidez pues si, me ha parecido algo kafkiano.

No está mal, no señor. :60:
"Que escribir y respirar no sean dos ritmos diferentes"
http://siguiendolospasosdebarro.blogspot.com/

Avatar de Usuario
indigeitor
Lector
Mensajes: 77
Registrado: 10 Feb 2016 17:31

Re: CV4 - Bancarrota S.A.

Mensaje por indigeitor » 09 Jul 2016 19:00

Lamento disentir con la mayoría, pero disiento como pasa la mayoría de las veces. A mí no me ha parecido una idea original. Absurda sí, pero no original. Me ha parecido muy sencilla la forma de darle la vuelta a una situación. El que contrata (o cliente) es el nervioso, el que va buscando el trabajo el sobrado... además de todo lo evidente.
Sin embargo, a pesar de ello, he de admitir que me ha parecido muy divertido, ágil de leer y ameno. Y el final también me ha gustado bastante. Creo que en su sencillez radica su genialidad. Y es que así comienzan los grandes desprendimientos... con una pequeña piedrecita que es agitada... Aunque, mirándolo por otro lado, puede que le hubiese pegado otra cosa dada la vuelta, como la promesa de un ascenso, por ejemplo.

Muchas gracias por tu aportación y mucha suerte!

Avatar de Usuario
Frigg
No puedo vivir sin este foro
Mensajes: 644
Registrado: 21 Mar 2016 12:45
Ubicación: Más pallá que pa cá

Re: CV4 - Bancarrotas S.A.

Mensaje por Frigg » 12 Jul 2016 18:50

Hola autor/a:

Tu relato se lee con mucha facilidad y desprende frescura. Saca alguna que otra sonrisa por lo absurdo de la situación y las contradicciones de tu prota. Coincido con Indigeitor y Topito en que alguna vuelta de tuerca más le hubiera venido bien para ganar en originalidad y factor sorpresa. Me suena a relato arrebatado de alguien con buenas ideas pero con falta de repaso. Perdón si me equivoco.

Un abrazo y gracias por tu trabajo.
:60:
“Mientras dure la vida, que no pare el cuento.”
Carmen Martín Gaite

Avatar de Usuario
Lifen
Vivo aquí
Mensajes: 23492
Registrado: 19 Jul 2010 08:57
Ubicación: Zaragoza

Re: CV4 - Bancarrotas S.A.

Mensaje por Lifen » 13 Jul 2016 09:16

¿Y por qué alguien querría perderlo, incluso la vida, de esa manera? Absurdo, desde luego y, además, es que no nos importa. Los personajes están muy bien conseguidos, los diálogos me han encantado y siempre pienso que es muy difícil construirlos bien. La historia me ha gustado y divertido a partes iguales.

En lo formal no veo grandes cosas mal, quizá alguna coma o quizá el tartamudeo del hombre gordo sea lo más fastidioso si lo lees con atención (yo en una primera lectura ni lo había notado) pero, claro, si el hombre tartamudea que vamos a hacer.
Lifen
¿Nunca has pensado en participar en el Club de Lectura? Pues ya va siendo hora!!! 8)
Agenda 2017
Recuento 2017

Responder